En un monte al lado de la vega del río Arlanza nos recibe Lerma, una localidad que puede presumir de ostentar un precioso casco histórico. Lo comprobamos en cuanto accedamos a él por el único recuerdo de la muralla medieval, el arco de la Cárcel o los pórticos de la enorme plaza mayor, presidida por el Palacio Ducal. De la misma elección estilística beben los monasterios y conventos de las cercanías, como el de San Blas. Y dado que la localidad no sólo es bella por su patrimonio arquitectónico, el Mirador de los Arcos de la plaza de Santa Clara, situada junto al ayuntamiento y el monasterio de la Asunción de Nuestro Señor, nos permite disfrutar de las vistas del río junto a las colinas y los campos de Castilla de fondo.

Podrás pasar la noche en el área de autocaravanas Las Palmeras de Lerma. Son parcelas de 160 metros cuadrados con árboles que dan sombra, al lado del río y en un espacio vallado. Más info aquí: https://www.areasac.es/lerma/burgos/lerma_6938_1_ap.html

Abre desde Semana Santa hasta el puente de Todos los Santos: https://goo.gl/maps/mvbfZJ1aYzpABiEV6